Noticias RSS
    RSS
  • Todos los articulos
  • Todos los comentarios
Categorías
Enlaces

Posts Tagged ‘Monedas de oro’

¿De dónde sale el oro y para qué se usa?

lundi, juin 20th, 2011
LINGORO
¿De dónde sale el oro?

Muchas veces hemos hablado del oro. Lo hemos tenido en nuestras manos. Lo hemos deseado. Lo hemos venerado. Pero muy pocas veces hemos reparado en el origen de ese metal precioso que llama la atención.
Pues bien, según Wikipedia, el oro es un “elemento químico de número atómico 79, situado en el grupo 11 de la tabla periódica. Es un metal precioso blando de color amarillo. Su símbolo es Au (del latín aurum, « brillante amanecer »). Es un metal de transición blando, brillante, amarillo, pesado, maleable y dúctil. El oro no reacciona con la mayoría de los productos químicos, solo es soluble en agua de cloro, agua regia o una mezcla de agua y cianuro de potasio.
El oro se encuentra habitualmente en estado puro. El oro puede encontrarse en la naturaleza en los ríos. Algunas piedras de los ríos contienen pepitas de oro en su interior. La fuerza del agua separa las pepitas de la roca y las divide en partículas minúsculas que se depositan en el fondo del cauce.
Desde el punto de vista geomorfológico, se sabe que se encuentra en los 3 tipos de rocas: ígneas, metamórficas y sedimentarias. Se forma en filones hidrotermales normalmente relacionados con el cuarzo y sulfuros, diseminado en rocas.

Según la más precisa de las teorías, se crea bajo condiciones extremas. Esto es, por ejemplo, las que se generan cuando colapsa el núcleo de las estrellas supergigantes. En ellas se producen reacciones de fusión nuclear que, cuando cesan, provocan que las capas superiores de la estrella se desplomen sobre el núcleo, comprimiendo y calentando la materia hasta el punto de que los núcleos más ligeros, como por ejemplo el hierro, se fusionan para dar lugar a los metales más pesados (uranio, oro, etc.).

Pepitas de oro en el río

Otras líneas de pensamiento insisten en que, a través de fallas en la corteza terrestre, se elevan gases y líquidos qu desde el estructura interna del planeta que dan lugar a la formación del oro. Sin embargo, muchos científicos coinciden en que las condiciones de presión y temperatura que se dan en el núcleo de la Tierra no alcanzan para dar lugar a la fusión nuclear de la cual surge el oro.


Su relativa abundancia media en el sistema solar parece que es mayor que en el universo primigenio, en las estrellas e incluso en las explosiones de supernovas típicas. Algunos astrónomos sugieren actualmente que los elementos pesados ricos en neutrones, como el oro, podrían crearse más fácilmente en explosiones ricas en neutrones poco frecuentes, como por ejemplo en la colisión de estrellas de neutrones . La imagen de arriba es una ilustración artística que representa dos estrellas de neutrones moviéndose en espiral la una hacia la otra, justo antes de chocar . Al suponerse que las colisiones de estrellas de neutrones están en el origen de los estallidos de rayos gamma, es posible que ya poseamos algún souvenir de una de las explosiones más potentes del universo.

¿Para qué se usa el oro?
Desde tiempos muy lejanos, el oro es uno de los metales que más se utlizó para acuñar monedas. También, desde mucho antes de Cristo hasta nuestros tiempos, se utiliza en la joyería, en la ornamentación. A finales del siglo pasado, se comenzó a utilizar en la industria y la electrónica por su resistencia a la corrosión, y por la combinación de propiedades químicas y físicas que lo hacen más atractivo para determinados elementos.
También, históricamente, se ha empleado como símbolo de pureza, de valor, de realeza. Desde épocas inmemoriales el principal objetivo de los alquimistas era producir oro partiendo de otras sustancias como el plomo, mediante la búsqueda de la llamada piedra filosofal. Tras una incontable cantidad de intentos infructuosos, se ha comprobado que es imposible químicamente convertir metales inferiores en oro. Este dato tiene una sola lectura: la cantidad de oro que existe en el mundo es constante. No se puede imitar, no se puede inventar, no se puede recrear, no se puede reproducir.
A lo largo de la historia, el oro ha sido utilizado para la acuñación de monedas para uso comercial que hoy se utilizan como forma de inversión (junto con los lingotes o las pepitas). Las hay de distintos tipos, valores, orígenes y composiciones (ver aquí). El Krugerrand, la moneda originaria de Sudáfrica, es la moneda de referencia para los inversores de todo el mundo. Las más conocidas y utilizadas como forma de inversión además de aquella son el American Gold Tagle de Estados Unidos, el Argentino de oro, el Chileno de oro, el Mexicano de oro, la Maple Leaf de Canadá, e Sol de oro de Perú, los 20 Francos de oro o “Napoleón” de Francia , los 20 Francos Vreneli de Suiza, la corona de oro de Austria, el Soberano Británico de Gran Bretaña, y otras tantas.

Monedas y lingotes de oro

Durante mucho tiempo, el oro fue utilizado como patrón de divisas. Es decir, se ha convertido en la unidad internacional a tomar como referencia para transacciones comerciales entre países, para medir la evolución de precios de bienes y servicios a lo largo del tiempo, para –en definitiva- regir la economía mundial. Los vaivenes de la globalización, la aparición de los bloques comerciales y las medidas generadas por organismos financieros internacionales, colocaron al dólar y más tarde al euro y el yen como alternativas de referencia. La realidad, tras las últimas crisis desatadas en Estados Unidos y Europa, es que los especialistas vuelven a insistir que el oro es el patrón de divisas por excelencia. Mientras el resto de las variables cae, el oro no solo se ha mantenido, creción sin cesar durante –cuanto menos- la última década. Pero dejaremos este análisis para otro momento.

Aplicaciones en la joyería
El oro puro -que es el de 24 kilates- es demasiado blando. Para poder utilizarlo en sus múltiples aplicaciones se endurece mediante un proceso de aleación con plata, cobre o ambos. Esto es lo que genera distintas tonalidades (ver más aquí).
En joyería fina se denomina oro alto o de 18k (kilates) a aquél que tiene 18 partes de oro por cada 6 de otro metal o metales (75% en oro), oro medio o de 14k (análogamente, tiene 14 partes de oro por 10 de otros metales, lo que representa una pureza del 58,33% en oro) y oro bajo o de 10k que es el que está compuesto por 10 partes de oro por cada 14 de otros metales (41,67% de pureza).

Anillo hecho con una pepita de oro

Por razones obvias, el más preciado en joyería es el oro alto, es muy brillante y vistoso, pero es caro y poco resistente. Por su parte, el más utilizado por su mayor resistencia y menor costo es el oro de 14 kilates.
Las diferentes aleaciones de oro alto permiten obtener diferentes colores y esto le da mayor atractivo visual y económico. Así, pueden encontrarse las variantes de oro amarillo (1000 g de oro amarillo contienen 750 g de oro, 125 g de plata y 125 g de cobre), oro rojo (75% oro, 25% cobre), oro rosa (75 de oro, 5 de plata y 20 de cobre), oro blanco (75 de oro, 16 de paladio, 9 de plata), oro gris (75 de oro, 15 de níquel, 10 de cobre), oro verde (75 de oro, 25 de plata), oro azul (75 de oro, 25 de hierro).

También en medicina
La terapia mas antigua de segunda línea para el tratamiento de la artritis reumatoide, y que se reconoce y usa en la actualidad, es la crisoterapia (tratamiento con base en sales de oro). Fue utilizada a principios de siglo pasado para el tratamiento de la tuberculosis. Tiempo después, mostró su efectividad en la artritis reumatoide. En algunos casos se utilizó de manera abusiva y durante un tiempo generó incredulidad. Pero finalmente, con estudios científicos más serios como respaldo, en la actualidad está siendo utilizado frecuentemente en la terapia antirreumática.

Algunos tiolatos (o parecidos) de oro (I) tienen propiedades antiinflamatorias. La mayoría de estos compuestos son poco solubles y es necesario inyectarlos. Algunos son más solubles y se pueden administrar por vía oral. El cuerpo humano no absorbe bien este metal, pero –en exceso- sus compuestos pueden ser tóxicos.

El isótopo de oro 198Au, con un período de semidesintegración de 2,7 días, se emplea en algunos tratamientos de cáncer y otras enfermedades.Y también se emplea como recubrimiento de materiales biológicos permitiendo ser visto a través del microscopio electrónico de barrido (SEM).

Otros usos comunes
También hemos visto al oro aplicado a variadas disciplinas y actividades.

Medalla de oro olímpica

• Se utiliza para las medallas olímpicas y en la mayoría de las competiciones deportivas es entregada una medalla de oro al ganador
• Cumple funciones críticas en comunicaciones, naves espaciales, motores de aviones de reacción y otros muchos productos
• Su alta conductividad eléctrica y resistencia a la oxidación ha permitido un amplio uso como capas delgadas electrodepositadas sobre la superficie de conexiones eléctricas para asegurar una conexión buena, de baja resistencia
• En algunas ocasiones es utilizado en amalgama con el mercurio para empastes dentales
• El oro también se ha estado estudiando en laboratorios con otros fines médicos y biológicos. Allí se ha llegado a una solución intensamente coloreada que se ha dado en llamar oro coloidal (nanopartículas de oro). También es la forma empleada como pintura dorada en cerámicas
• En fotografía se utiliza el ácido cloroaúrico
• Como el oro refleja la luz infrarroja con mayor eficacia se utiliza como recubrimiento protector en los satélites
• Se utiliza para la elaboración de flautas traveseras finas debido a que se calienta con mayor rapidez que otros materiales facilitando la interpretación del instrumento
• El oro se usó en los primeros cables debido a su gran conductividad. Pero debido a los robos que se producían fue sustituido por plata primero y el cobre después

El oro vuelve a aparecer como patrón de divisas

samedi, janvier 15th, 2011

Con Estados Unidos y China al frente y varios de los países emergentes a la par, las acusaciones mutuas de buscar mecanismos para mantener bajas las valoraciones de sus divisas y así favorecer las exportaciones y mejorar los resultados de la balanza comercial han generado una “guerra de divisas” que preocupa a las autoridades y especialistas de los principales organismos rectores del sistema bancario y financiero mundial.

En este contexto, desde el Banco Mundial, el ex funcionario de la administración Bush y actual presidente de la entidad, Robert Zoellick, ha impulsado la idea de que el oro vuelva a ocupar el lugar de referencia como patrón de divisas al momento de fijar el cambio de las monedas.

El diario británico Financial Times publicó un artículo en el que Zoellick sugiere a los países miembros del G-20 la necesidad de crear un sistema de cotizaciones que involucre a las principales monedas: el dólar, el euro, el yen, la libra esterlina y el yuan. El objetivo sería lograr que “se empleara el oro como punto de referencia internacional de las expectativas de los mercados respecto de la inflación, la deflación y el valor de las divisas”.

La ola de opiniones ha continuado desde las páginas del diario The New York Times, donde James Grant, editor de Grant’s Interest Rates Observer, ha expresado que la única forma de encontrar la salida a la crisis financiera que impacta en las más importantes economías del mundo es volver al oro como referente de divisas. “El patrón oro, el mismo que imperó entre 1880 y 1914, es lo que el mundo necesita ahora. Por su utilidad, economía y elegancia, no ha habido nunca un sistema como él”, dijo Grant.

Zoellick ha planteado una serie de propuestas a los integrantes del G-20, divididas en cinco puntos o fases:

-Algunos países del G-20 deberían iniciar reformas estructurales que acompañen este nuevo escenario, con China y EE.UU. como principales responsables, para relanzar sus economías.
-Los países del G-7, salvo excepciones fijadas de común acuerdo con las demás naciones, deberían asumir una conducta de renuncia a intervenir en las divisas y a la vez aumentar sus reservas de oro.
-Como consecuencia de las dos acciones anteriores, las economías emergentes nivelarían sus asimetrías apoyándose en tipos de cambio flexibles y políticas monetarias independientes.
-El G-20 debería apoyar la inversión de mediano y largo plazo en infraestructura, agricultura, sanidad y mano de obra cualificada. De esta forma, las principales economías globales podrían sostener el impulso de consumo que permita mantener la curva ascendente de la economía del planeta.
-El “programa de recuperación” se completaría con la creación de un sistema monetario cooperativo entre todos los integrantes del G-20, que tenga en cuenta la coyuntura de las economías emergentes. Ese sistema debería estar compuesto y apoyado por el dólar, el euro, el yen, la libra, el yen y el yuan.

¿Por qué el oro podría volver a ser el patrón para valorizar el dinero? Grant tiene una explicación por demás clara: “El oro es un metal hecho para servir como dinero. Es escaso, maleable y agradable a la vista. Ha tendido a mantener su poder de compra a lo largo de los años y los siglos. Uno no lo consume, a diferencia del cobre o el estaño”.

Y la razón final es contundente. El oro no se puede inventar. Nadie podría, de la nada, hacer aparecer 600 mil millones de dólares en oro para comprar bonos de deuda de los Estados Unidos.

La Krugerrand, garantía de rentabilidad en todo el mundo

mercredi, décembre 8th, 2010

Krugerrand

La atracción humana por el oro se pierde en la memoria del tiempo. El precioso metal no ha conocido épocas en las que no se le valorara, por supuesto, ha tenido altibajos, pero en los momentos económicos que atravesamos, el oro ha resurgido con toda su fuerza y se ha presentado de nuevo como lo que es, la mejor inversión. Piénselo. Los billetes y y las monedas con las que funcionamos en nuestras vidas, realmente no tienen valor. Son papeles teñidos y aleaciones baratas.

Afortunadamente, hoy en día, conseguir oro es más fácil de lo que fue para los españoles cuando llegaron al imperio Azteca. Si desea invertir en oro una de las muchas formas que tiene es adquirirlo en forma de moneda, es verdad que la variedad es extensa, pero le recomendamos la Krugerrand, la más conocida desde los años setenta. La única que contiene exactamente una onza de oro fino.

Su historia empieza con la independencia de Sudáfrica

Krugerrand, vocablo afrikáans, recuerda a un icono sudafricano. Paul Kruger fue presidente de la República Sudafricana desde 1883 hasta 1902, y a consecuencia de lograr la independencia, fue elegido cuatro veces más en su cargo. Rand es la palabra que denomina a la moneda sudafricana, que proviene del vocablo Witwatersrand (la rivera de los pájaros blancos).

Con ocasión de la independencia, el país adopta el sistema decimal y se acuñan monedas de uno y dos Rands. Las nuevas monedas llevan en el anverso el busto de Jan Van Riebeeck, jefe de la expedición holandesa que se estableció en el Cabo de Buena Esperanza en 1652. En el reverso está representado el famoso motivo « Springbok », el salto del antílope es el emblema del país.

Fue acuñada por primera vez en 1967 por la Casa de la Moneda sudafricana, con el fin de que los sudafricanos la utilizaran y ayudar así a la circulación de su oro en el mercado. Una jugada maestra.

¿Por qué es la moneda que todos buscan?

Con el tiempo, la moneda ha ganado fama mundial y se ha convertido en una de las más deseadas por los inversores de todo el mundo. Como hemos señalado antes, esta moneda contiene una onza de oro, lo que la convierte en una alternativa excelente a la compra de lingotes, mucho más complicados de rentabilizar o comerciar.

Haga clic aquí para descargar la guía completa de inversión en Monedas de Oro

Actualmente, cualquier persona con dinero puede comprar oro, pero no fue siempre así. Hubo momentos y países en los que la posesión del metal precioso estaba prohibida. Gracias a su aparición, los ciudadanos pudieron poseer oro. Todo el mundo podía comprar y vender oro. Esta peculiaridad hizo que la moneda experimentara un acusado éxito en Estados Unidos en los años setenta. Hasta entonces, al norteamericano de a pie no le estaba permitido poseer lingotes de oro. Solo podían comprar monedas de oro extranjeras, cuyo precio era generalmente más elevado que el oro que contenían. El caso de la Krugerrand era especial, pues valía el oro que contenía, lo que sedujo a los inversores irremediablemente.

No todo han sido años dorados para la Krugerrand, pues atravesó momentos difíciles a finales de los años ochenta con el boicot de Estados Unidos a los productos sudafricanos. Superadas las dificultades, la Krugerrand se situó por delante de otras monedas importantes como la Hoja de Arce canadiense (Maple), el Águila americana (Eagle) y la Pepita australiana (Nugget).

Imagine si hubiese comprado veinte Krugerrand a menos de cuarenta dólares la unidad en 1971… Hoy es posible aprovechar las ventajas especiales de esta moneda. Se puede comprar y vender a un precio similar en todo el mundo, excepto en épocas inestables como la pasada en la crisis bursátil de 2008.

Fiabilidad y valor en todo el mundo

El valor de una moneda de oro se mide según su prima. La prima de la Krugerrand varía según el país donde la encontremos. En épocas estables, oscila entre un 0 y un 3%, aunque las cosas cambian súbitamente si atravesamos tiempos de crisis. Por ejemplo en octubre de 2008, era más difícil encontrar la Krugerrand, se demandaban poco y se posicionaban en el séptimo lugar según el diferencial de la prima.

Si usted está interesado en comprar y vender en territorio nacional, es mejor que opte por otra moneda, por ejemplo las americanas que pueden multiplicar su valor ampliamente en pocos días. Pero si lo que desea es hacer dinero, rentabilizar sus monedas de oro en el mundo entero y contar con un buen potencial, entonces la Krugerrand es una elección excelente junto con las monedas americanas de diez y veinte dólares. Una vez hecho esto, sólo tiene que guardarlas en una caja fuerte en Suiza, para asegurar su calidad y rentabilidad.

Siempre como nueva

Si ha tenido la oportunidad de tocar una Krugerrand y observarla, hab’ra notado su color rojizo. Aunque la Krugerrand contiene una onza de oro fino (Ley 916,67 °/oo (22 quilates), en su aleción contiene un poco de cobre, lo que le confiere ese tono cálido. Esa aleación hace esta pieza menos frágil que la Hoja de Arce canadiense (Maple), la Pepita australiana (Nugget) o la Panda china, todas con Ley 999,9 °/oo (pureza de 24 quilates). El oro es un metal que sufre daños. Puede abollarse o rasparse con facilidad, sin embargo las Krugerrand se pueden llevar en el bolsillo sin miedo a estropearlas.

En definitiva, las Krugerrand son monedas modernas, que sirven para el ahorro sistemático y que ofrecen una excelente calidad permanentemente.

No sólo hay monedas Krugerrand de uno o dos Rands, también las puede encontrar en variedades más pequeñas, como media, un cuarto y un décimo de onza, lo que le permite comprar esta moneda sudafricana por un coste menor, aunque su prima sea más elevada que la de una onza.

Dirección para comprar  Krugerrands  y otras monedas de oro: LINGORO.com


Congrats on your Speedy! Replace the leather when it gets even darker that way it'll be more worth the expense S166831 I have two of them. However, I did buy them pre-loved so I didn't pay anywhere near retail. They have snags so they're far from being in mint condition but you can't tell when you're wearing them. I would have a hard time paying full retail for them. louis vuitton handbags I want one soooooooooooo bad!!!!! It's absolutely STUNNING! lv bag Anybody around? Weboor Ebene louis vuitton luggage .