Noticias RSS
    RSS
  • Todos los articulos
  • Todos los comentarios
Artículos Populares
Categorías
Enlaces

Impuestos y Fiscalidad aplicados sobre el Oro de Inversión en España, Francia y Suiza

octobre 25th, 2011
LINGORO

Impuestos sobre el Oro

En este artículo hablaremos de la fiscalidad aplicada en Europa sobre el Oro de inversión. Países como Francia manejan un concepto diferente en cuanto a la reventa de monedas y lingotes, concepto que explicaremos posteriormente, también de España y Suiza.

FRANCIA

El 1 de enero de 2011 se conoció una revalorización del impuesto sobre las ganancias o plusvalías, pero los principios más importantes quedaron tal cual como estaban desde el año 2006, concernientes a la tasación del Oro de Inversión.

El Senado francés, solicitó una variación en el impuesto aplicado sobre la reventa de las piezas de Oro, de un 8% a un 16.2%, pero esta enmienda fue rechazada.

El impuesto sobre la reventa en Francia

Hasta el año 2005, el vendedor de monedas de Oro sistemáticamente tasaba de manera global sobre la base del 8%, sobre el valor total de la venta.  Este principio fue ampliamente suavizado desde el año 2006, para acercarse al modelo de tasación de los valores inmobiliarios.

El impuesto global del 8% sobre el producto de la venta de las monedas de Oro no es suprimido, pero los inversores pueden optar por el régimen de las plusvalías efectivas o los beneficios reales, siempre y cuando puedan justificar el precio y la fecha de adquisición. El valor del impuesto global queda inalterable, a pesar de las modificaciones que se efectuaron el 1 de enero de 2009.

Según el Código General de Impuestos Francés, Art. 150 VK:

1-      El impuesto es retenido por el vendedor o el exportador.  Dicho impuesto es debido por el intermediario domiciliado fiscalmente en Francia, participante en la transacción, bajo su responsabilidad, o en efecto, por el vendedor o el exportador. (Palabras más, palabras menos el vendedor es el que se encarga de retener este porcentaje del impuesto y luego devolvérselo al estado Francés).

2-      El impuesto es Igual a:

a-      Un 7.5% + 0.50% del precio de cesión de los metales preciosos, o del valor en aduana de estos bienes. (El Oro, La Plata, el Platino).  Son asimiladas también las monedas puestas en venta en subasta pública o que datan de antes del año 1800.  Para apreciar el carácter de colección del objeto, la administración toma en cuenta la rareza, la antigüedad, la procedencia, el interés histórico, y la importancia del precio con respecto a un artículo de esta naturaleza.

b-      Un 4.5% + 0.50% del precio  de cesión de bienes tales como: joyería, objetos de arte, de colección y antigüedades. (Siempre y cuando su importe exceda los 5.000€).

Desde el 1 de enero de 2006, los vendedores de Oro de inversión, pueden libremente, escoger pagar el 31.3% sobre la ganancia o plusvalía de la reventa (valorización después del 1 de enero de 2011).  Con un descuento del 10% a partir del tercer año de retención.

Estas disposiciones ofrecen a los nuevos inversionistas tres grandes ventajas en Francia:

-La elección, en función de la plusvalía y la duración de la retención para el régimen más interesante de tasación (el 8% sobre el valor total, o del 31.3% sobre la plusvalía de la reventa).

-Una exoneración total al cabo de 12 años (el impuesto es decreciente del 10% cada año a partir del tercero).

-Ningún impuesto en caso de menos valor, cualquiera que sea la duración de la retención.

El TVA, lo que viene a ser el IVA para nosotros

De manera general, el TVA no es aplicado para las compra/ventas ligadas al Oro de Inversión.  Artículo 298 del Código General de Impuestos: < Son exonerados del impuesto sobre el valor añadido TVA o IVA:

a-Las entregas, las adquisiciones intracomunitarias y las importaciones de oro de inversión, incluido cuando el oro es negociado sobre cuentas   o bajo la forma de certificados o de contratos que le confieren al comprador un derecho de propiedad o de crédito sobre este oro.

b-Las prestaciones de servicio por parte de los sujetos pasivos que intervienen a nombre y por cuenta de terceros en las operaciones mencionadas en el punto A.

Las Exportaciones Definitivas

Si se compra Oro en Francia o en la CE, y se revende fuera de la CE (Suiza USA, etc), la persona se responsabiliza de pagar los impuestos sobre los metales preciosos, en la aduana francesa (sentido Francia o CE hacia algún país fuera de la comunidad).  El impuesto se pagara sobre el valor total o sobre la plusvalía, según las mismas bases mencionadas anteriormente.  En efecto una exportación es considerada como una cesión.

SUIZA

En cambio, en el marco de la compra de Oro de inversión en un país fuera de la CE, como Suiza por ejemplo, si la reventa luego se efectúa en el mismo país (si el Oro no se mueve y no traspasa fronteras), esta exento del pago de cualquier impuesto por la reventa.  Claramente si se compra oro por ejemplo en Suiza o en USA, y dicho Oro se guarda en una caja de seguridad local, no se pagara impuesto alguno por la reventa y será legal.

ESPAÑA

Desde el 1 de Julio de 2010 la Comisión Europea determinó que los cambios surgidos en el IVA (su incremento) en España, no afectarían al Oro, que al equipararlo con una divisa,  sería la única exenta del impuesto.

Para favorecer las transacciones realizadas con Oro de inversión, siendo este un instrumento financiero, se efectuaron modificaciones sobre la primera Directiva Europea de 1998/80/CE que surgió el 12 de Octubre de 1998, y la Directiva 77/388/CEE.

En España (como en algunos estados miembros más), antes de estas directivas, el oro de inversión estaba sujeto  al régimen normal, y se debía pagar el IVA sobre sus operaciones.

Hoy en día tanto las adquisiciones intracomunitarias como las importaciones están exentas de IVA,  pero eso sí, para ello deben ser lingotes o monedas de Oro, y tener una pureza de más de 995  milésimas (para los lingotes), y de 900 milésimas (para las monedas).

En cuanto a la reventa de Oro en España, es distinto a Francia, en donde se paga un impuesto del 8% sobre el precio total de la venta, o de un 31.3% sobre la ganancia o plusvalía de la transacción, y es el vendedor quien se encarga de devolver ese dinero al estado (solo para las personas con domicilio fiscal en Francia).

En España no se paga ningún tipo de impuesto por la reventa, pero el vendedor debe reflejar esta operación en su declaración de la renta anual, ya sea si ha tenido ganancias o no.  Es más bien parecido al caso de Suiza, donde tampoco se paga ningún impuesto por la reventa, pero cada vendedor declarara las ganancias de sus operaciones.

Por: Lizette Paternina